00 : 00 : 00

24 mujeres sobrevivientes de violencia, usuarias de Patronato San José, son pioneras en el Programa de Voluntariado Corporativo

Agresiones físicas, psicológicas, verbales, acoso, femicidio. Cada día, las mujeres enfrentan una serie de violencias. Según datos de la Asociación Latinoamericana para el Desarrollo Alternativo (Aldea), en Ecuador, desde el 1 de enero hasta el 3 de septiembre de 2022, 206 han sido asesinadas. Desde la Unidad Patronato Municipal San José (UPMSJ) se brindan servicios para romper esta realidad y que se puedan construir nuevos proyectos de vida, en la mayoría de casos, junto a hijos e hijas.

En ese camino, este jueves, 22 de septiembre de 2022, a las 09:00, de la mano de la Corporación GPF – FEMSA, la institución lanzó el Programa de Voluntariado Corporativo, en el que participan 24 usuarias de la Casa de la Mujer, uno de los espacios de acogida con las que cuenta la UPMSJ, también impulsa la Casa de la Adolescente. Se trata de 10 mujeres en modalidad de internamiento y 14 externas.

  • Whatsapp Image 2022 09 22 At 4 03 00 Pm
  • Whatsapp Image 2022 09 22 At 4 03 00 Pm 2
  • Whatsapp Image 2022 09 22 At 4 03 00 Pm 1
  • Photo 2022 09 22 11 19 39
  • Whatsapp Image 2022 09 22 At 4 02 59 Pm

En el país, cada 28 horas una mujer ha sido asesinada. Hoy, más que nunca, estrategias como la lanzada este jueves son necesarias para romper el miedo, la violencia y para que no haya ni una menos.

La Casa de la Mujer es un espacio de acogida para quienes han experimentado violencia basada en género y que se encuentran en situación de vulnerabilidad y riesgo. Quienes llegan al lugar, cuya ubicación no se difunde por seguridad, cuentan con el apoyo y acompañamiento de profesionales: terapia psicología, ocupacional, alimentación, educación, talleres formativos, productivos, asesoría legal y restitución de derechos. 

A la par, el equipo de Patronato San José trabaja de manera coordinada con diferentes instituciones públicas y privadas. Una de las metas: que puedan contar con medios de vida para ellas y sus hijos e hijas. Se suman las labores en el Centro de Apoyo Integral (CAI) Tres Manuelas (calles Loja y Guayaquil, Centro de Quito), que cuenta con el Club de Hombres por el Buen Trato, guía psicológica y legal.

El objetivo del programa es generar un impacto positivo en la vida de las usuarias de Patronato San José, a través de herramientas para ampliar su campo laboral. Por medio de la iniciativa, colaboradores de la Corporación GPF brindarán talleres, de forma presencial, en oficinas de la organización. Una vez concluida la capacitación, las beneficiaras podrán postular a los procesos de selección de la corporación.

El evento de lanzamiento se desarrolló en Amaguaña, en el auditorio GPF, con la presencia de representantes de la corporación; Mónica Delgado, presidenta de Patronato Municipal San José; Rogelio Echeverría, director de la institución y las usuarias de la Casa de la Mujer. La meta conjunta: romper el círculo de la violencia.

Para la Presidenta, la consigna es “verlas, cada día, más fortalecidas, convencidas de su potencial, sus talentos y habilidades para emprender nuevos rumbos. Ser el sustento emocional y económico de sus hijos e hijas. Pero, sobre todo, queremos verlas felices y alcanzando sus propias metas y sueños. Las violencias machistas y de todo tipo deben quedar en el pasado. Ahora, más que nunca, constatamos la necesidad de unirnos para conseguirlo”.

Por su parte, el Director enfatizó que las cifras dan cuenta de que, en Ecuador, al menos 7 de cada 10 mujeres han experimentado algún tipo de violencia de género a lo largo de su vida. “Por ellas y por las que ya no están, no descansaremos hasta lograr que sus derechos les sean restituidos. Las queremos vivas, libres, fuertes y sin miedo, capaces de seguir con sus propios proyectos de vida”.

Hellen Andersen, parte de GPF – FEMSA,  destacó que en la organización están comprometidas y comprometidos con el bienestar de las y los ecuatorianos. Detalló que, cada día, trabajan en iniciativas desde diferentes campos de acción para llegar a la comunidad. “Las mujeres somos capaces de cumplir muchos roles en la sociedad. Somos valientes y empoderadas. Nos sumamos al Patronato San José, entregando herramientas a mujeres que han atravesado situaciones de violencia”.

Victoria (nombre protegido) es usuaria de la Casa de la Mujer y parte del programa que se lanzó este jueves. Para ella, la iniciativa es una fortaleza para avanzar. “Tenemos una luz para salir adelante, sin violencia”. En el evento pudo conocer detalles de la capacitación que recibirá, como conocimientos para atención al cliente.

En el espacio de acogida, impulsado por Patronato San José, ella ha recibido apoyo psicológico y, como compartió, es un elemento esencial cuando se sale del círculo de agresiones. Cuando tomó la decisión, a la afectación emocional se sumó la incertidumbre de no contar con un hogar ni un sustento.  “Nos dan un techo, un plato de comida y herramientas para tener otra forma de vida, para nosotras y nuestros hijos. Todas tenemos algo en común, somos sobrevivientes de violencia”.

Unidad Patronato Municipal San José

Unidad Patronato Municipal San José

Tu opinión es importante. #PorUnQuitoDigno

60 segundos

Últimas Noticias:

Enlaces de Interés

Dona con Amor Respeto Dignidad

RESERVA TU MONIGOTE

Completa el formulario y en un momento nos comunicaremos contigo.

4-1
3-1
1-1
2-1